SOMOS TESORO EN VASIJA DE BARRO

2 Corintios 4: 7-10
7Pero tenemos este tesoro en vasos de barro, para que la excelencia del poder sea de Dios, y no de nosotros, 8que estamos atribulados en todo, mas no angustiados; en apuros, mas no desesperados; 9perseguidos, mas no desamparados; derribados, pero no destruidos; 10llevando en el cuerpo siempre por todas partes la muerte de Jesús, para que también la vida de Jesús se manifieste en nuestros cuerpos.
INTRODUCCIÓN:
El barro consiste en mesclar tierra con agua.
Los pobres lo usaban y lo usan para hacer vasijas de poco valor. (Jarritas, ollas, etc)
Dios hizo al hombre del barro para que entendiéramos lo frágiles y débiles que somos y aprendamos a depender de él.
El salmista dice: Que es el hombre para que te acuerdes de él, y el hijo del hombre para que lo visites? Salmo 8:4-5
4     Digo: ¿Qué es el hombre, para que tengas de él memoria, Y el hijo del hombre, para que lo visites?b     5     Le has hecho poco menor que los ángeles,Y lo coronaste de gloria y de honra.

Ademas, Jesús vino a buscar y a salvar lo que se había perdido. Lucas 19:10
Porque el Hijo del Hombre vino a buscar y a salvar lo que se había perdido.

I- Los vasos de barro no son muy apreciados.
En la época de Jesús:Los ricos usaban vasijas de oro,Los de clase media vasijas de plata,Y los muy pobres vasijas de barro.
Los cristianos son vasos de barro despreciados por el mundo, pero apreciados por Dios. Jeremías 18:1-61Palabra de Jehová que vino a Jeremías, diciendo: 2Levántate y vete a casa del alfarero, y allí te haré oír mis palabras. 3Y descendí a casa del alfarero, y he aquí que él trabajaba sobre la rueda. 4Y la vasija de barro que él hacía se echó a perder en su mano; y volvió y la hizo otra vasija, según le pareció mejor hacerla.5Entonces vino a mí palabra de Jehová, diciendo: 6¿No podré yo hacer de vosotros como este alfarero, oh casa de Israel? dice Jehová. He aquí que como el barro en la mano del alfarero, así sois vosotros en mi mano, oh casa de Israel.

II- Los vasos de barro son ordinarios (comunes).
Las personas que Dios ha llamado son personas simples, comunes y corrientes y humildes, no son super-hombres o super-mujeres.
III- Lo inservible, en la mano del Señor sirve de mucho.
1 Cor. 1: 27-2827sino que lo necio del mundo escogió Dios, para avergonzar a los sabios; y lo débil del mundo escogió Dios, para avergonzar a lo fuerte; 28y lo vil del mundo y lo menospreciado escogió Dios, y lo que no es, para deshacer lo que es,
A) ¿Cuál es el tesoro que Dios ha puesto en nosotros?
Su Espíritu Santo: Dios no mira nuestra bajeza para darnos su Espíritu. Lo que hace importante al vaso es el contenido (Su Espíritu Santo)
B) ¿A quienes da Dios su Espíritu?          A los que se lo piden de todo corazón. Lucas 11:13Pues si vosotros, siendo malos, sabéis dar buenas dádivas a vuestros hijos, ¿cuánto más vuestro Padre celestial dará el Espíritu Santo a los que se lo pidan?
              A todos los que él llamare. Hechos 2:39Porque para vosotros es la promesa, y para vuestros hijos, y para todos los que están lejos; para cuantos el Señor nuestro Dios llamare.
IV. El Espíritu Santo nos ha hecho ministros del reino de Dios.1 Pedro 2:9
A) Despues de no valer ni “un quinto” ahora somos Reyes y Sacerdotes.
B) Despues de ser personas ordinarias, ahora somos instrumentos usados por Dios.

i)       Moisés  era tartamudoii)     Elías era hombre con pasiones iguales a las nuestras.iii)   Juan el Bautista era hombre sencillo que habitaba en el desierto.iv)   Pedro era hombre violento e inconstante.v)     Rahab era prostitutavi)   Pablo era perseguidor de los cristianos.

CONCLUSIÓNDios usa gente simple, él no busca nuestras habilidades o recursos para depositar en nosotros su Espíritu, él busca corazones sedientos de su poder.
Dios busca barro moldeable
Dios no llama personas capacitadas, sino el capacita al que va a usar.
Dios quiere que seamos, vasijas de barro, personas con un carácter moldeable para que El pueda trabajar en nosotros.

Isaías 64:8 dice: “Ahora pues, Jehová, tú eres nuestro Padre; nosotros barro, y tú el que nos formaste; así que obra de tus manos somos todos nosotros”
Para tener un carácter conforme al corazón de Dios es necesario pasar:Por el fuego,Por las pruebas,Por los desiertos,Por las luchas,Por las adversidades.
Lo más grandioso de Dios, es que ahí en medio de la prueba nos damos cuenta que a pesar de estar hechos pedazos, estábamos en las manos del alfarero, del mas grande, dulce y maravilloso alfarero, Cristo el admirable, el Consejero, el Príncipe de Paz, el Dios fuerte, la Roca Eterna, etc.
Pero hay todavía algo mas bello: Y es que Dios no te deshecha aunque estés herido, triste o hecho pedazos al contrario si estas ahí en el suelo eres el mejor candidato para que el tome cada pedazo y hacer de ti un maravilloso vaso de honra. (Si puedes…di GLORIA A DIOS)
“Como el barro en la mano del alfarero, así sois vosotros en mi mano”Jeremías 18:1-6
Dejemos que Dios que nos purifique, que nos moldee, que haga su obra en nuestras vidas, para que logremos ser ese barro de alta calidad, totalmente moldeable en manos del alfarero…y un día llegar a la estatura de un varón perfecto, y morar con El allá en la eternidad.

Usado con permiso. https://iglesiahosannarabbah.blogspot.com

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s